lunes, 4 de febrero de 2013

#CELTICSSEVILLA | UNA GRAN FAMILIA

#CELTICSSEVILLA: UNA GRAN FAMILIA
JESUS ARAUJO | 01 FEB 2013
@jesusaraujo33 on twitter

#CelticsSevilla viene reuniéndose periódicamente desde finales de la temporada pasada, en 2012. La tertulia y el merchandising de @maquinadehuesos han sido desde entonces nuestros principales motivos para vernos.

El grupo nace del encuentro en twitter y Facebook de un grupo de sevillanos que se creía cada uno en solitario única persona en la ciudad que se declaraba seguidora de Boston Celtics. La tradición futbolera pesa mucho aquí.

Poco a poco se han añadido nuevos miembros hasta formar un grupo de 8 personalidades a cual más diferente.

De Izquierda a derecha: José Antonio, Javier, Miguel, Jesús, Mendilivar, Dani, Quique, Diego y Manuel.

La cuestión que siempre quedaba en el aire era la misma: ¿cuándo vamos a ver un partido juntos? Los horarios de emisión y los quehaceres de cada uno dificultaban enormemente la elección de uno en concreto. Tenía que ser en fin de semana y en horario “decente” en España.

Cuando ya parecíamos resignados a ver el enésimo Celtics vs Raptors de los domingos por la tarde nos damos cuenta que hay un partido que no se nos puede escapar: 27 de enero de 2013, Celtics vs Heat.

Alicientes los que queráis: enfrentarnos al campeón y verdugo en la últimas finales del Este, la vuelta de Ray Allen al TD Garden desde su “controvertida” salida, o simplemente UN GRAN PARTIDO.
OK, ese será el partido, ¿dónde lo vemos? Esa fue quizás lo más difícil de solucionar. Pubs irlandeses, bares de conocidos o incluso la casa de alguno de nosotros fueron opciones. Pero la apertura reciente en Sevilla de un MARCA SPORTS CAFÉ nos hizo decantarnos por esa opción.

Fuimos a visitarlo y nos pareció buen sitio. Cerveza, hamburguesas y un montón de pantallas emitiendo diferentes acontecimientos deportivos. Nos ponemos en contacto con el propietario, Cholo Jimenez, a través de twitter para saber la disponibilidad del local para emitir un domingo por la tarde un partido NBA. Sin problema. Solo que no será Canal Plus quien emita el partido en España (hay un Lakers-Thunder después muuuuuucho más interesante), asi que Al Jazeera será la elegida.
Ya tenemos el partido y el sitio para verlo. Los ocho #celticsSevilla se frotan las manos ante tal acontecimiento: por fin vamos a ver un partido juntos.

Un momento… he dicho 8? Siempre hay sitio para un amigo más en la familia.

Repasemos a los protagonistas de esta historia:

Jose Antonio Hidalgo (@birdwatching91)El veterano del grupo. Nuestro KG particular. El análisis y la reflexión certera en carne y hueso. Lleva mucho tiempo viendo NBA y se nota.

Javier Gomez (@javierGREEN4EVR) El de los tatuajes. Ver un partido a su lado es posiblemente la experiencia más cercana a vivirlo con un aficionado del Garden de toda la vida. Un gran tipo. Te echas con unas risas con el bestiales.

Enrique Aguilar (@gusildrogar) El que peor lo pasa. Sufre como el que más y disfruta de igual manera o más. Se nota que juega al basket. Grande en todos los sentidos.

JoseMendilivar (@mendilivar) Nuestro medicine man. Bético y seguidor de rugby. Quizás el más tranquilo de todospero en el fondo es un güasa total. En cualquier momento te la suelta y te coje desprevenido, jaja.

Manuel Hidalgo (@33hidalgo) Creador de #labetaca. Se trajo el Pride del Garden y nos lo contagia a los demás. Bostoniano nacido en Sevilla por accidente. El que más salto con el mate de Green.

Daniel Martin (@danirmartin) El nexo de unión. Su heladería es el centro de operaciones del grupo. Eterna sonrisa y pasional como ninguno. Incapaz de estar sentado viendo el último cuarto de un partido.

Miguel Quintanilla (@_NiyolosE_) El rookie. Hace falta valor para juntarse con tios 15 años mayores que tú y que te respeten desde el primer minuto. Intenta que los demás no nos radicalicemos. Aire fresco en el grupo.

Diego Garcia (@Pistolo76) Aquel que se hizó 4 horas de coche para ver el partido con nosotros. Un crack. Desde Villanueva de la Serena se convierte en la primera incorporación foránea del grupo.

Jesús Araujo (@jesusaraujo33)Servidor. Charco que veo charco que me meto. No sé decir que no. El camello del grupo (classicgames, docus, gestiones). A mandar.

Como no puede haber quedada sin tickets le pedí a Maquina de Huesos que nos hiciese uno a cada uno, personalizados para el evento. Ya sabéis como es, le faltó tiempo para hacerlo.

Cada ticket fue enviado por correo a cada uno, así les iba dando un pequeño aliciente a la larga espera que estábamos sufriendo hasta la fecha.

Vale. Todo listo y preparado. 

La hora de llegar al local se hizo escalonada dependiendo de las posibilidades de cada uno. Como el menú deportivo de ese día nos ofrecía final balonmano y Betis-Rayo, a las cinco de la tarde ya podías encontrar a alguno por allí.

Victoria en balonmano y derrota bética (la mayoría somos béticos) por lo que el partido de basket inclinaría la balanza a un lado u otro. Javier y Mendilivar ya llevaban su dosis de sufrimiento con el fútbol  Migue disfrutaba como un loco con el balonmano y Dani y yo nos mareábamos con tanto monitor.

A las 6 y poco llegan los hermanos Hidalgo y poco antes del partido lo hace Diego. La mesa que nos han puesto es redonda pero tenemos 2 pantallas para ver el partido por lo que todos los ángulos están cubiertos.

Primera alarma de la tarde: Rajon Rondo no juega. Todos buscando información por twitter para saber que le pasaba. Y por supuesto cambiar nuestras apuestas para #labetaca.

Están haciéndole unas pruebas en su rodilla. Mal asunto.

Cuando nos damos cuenta el partido ya lleva 2 minutos disputándose y aun no lo veíamos en la pantalla. Era otro canal de deportes de Al Jazeera, al parecer tiene varios.

Por fin aparecen nuestros celtics en pantalla. Primer aplauso de los muchos que hubo. La gente que compartía salón con nosotros empieza a mirarnos raro.

Todo transcurre con cierta normalidad hasta el momento en el que vemos que Ray Allen se quita el chándal para saltar a pista. Sentimientos encontrados como en el público del Garden. Como a todos, su salida del club nos dolió mucho, pero sigue siendo un grande. 

Respect.

El equipo aguanta a duras penas las embestidas de los Heat. Vemos los fallos de siempre: no se cierra el rebote, Pierce parece agotado perdiendo balones, Terry tirándose triples que no entran, etc.

Y es entonces, en algún momento entre el primer y segundo cuarto cuando salta la nefasta noticia. Mendilivar es el primero en darla. Rondo puede tener rotura de ligamentos. Ya sabemos lo que eso supone, adiós a la temporada. Ricky Rubio y Derrick Rose están muy recientes.

Jarro de agua fría total, pero como de momento nadie confirma nada mantenemos la esperanza que solo sea un susto.

Y en esto que llegamos al descanso. Y con empate en el marcador!!! Quién nos lo iba a decir.

En el descanso aprovechamos para pedir algo de comer, que no solo de cervezas, refrescos y 1 Nestea (no revelaré de quien) vive el hombre. Bueno, todos no. Dani es incapaz de pensar en comer mientras dure el partido. De hecho cada vez permanecerá menos tiempo sentado.

Y también salen los temás de actualidad. Pierce es el asunto. Si, parece que está ya fatal, agotado, fallón. Pero en el fondo no nos lo imaginamos en otro equipo. Bird no fue traspasado, aunque fríamente hubiese podido ser beneficioso. Pero en los Celtics los capitanes se ganan ese privilegio y parece que Pierce así lo ha hecho.

El segundo tiempo va por los mismos derroteros. El equipo no se despega de los Heat y por momentos iguala el marcador. Ray se ha olvidado por completo de los colores que vistió hace poco y en cada ocasión que puede lo demuestra.

Pero nuestra musa céltica particular Jeff Green nos hace levantarnos de nuestros asientos con ese increíble poster que le hace a Chris Bosh. El personal comienza a encenderse. El cántico “Let´sgoCeltics” empieza a escucharse en el bar. Un trocito del Garden está en Sevilla, os lo aseguro.

A los que visteis el partido ya sabéis como discurrió el final del tiempo reglamentario y las sucesivas prorrogas. Mezcla de “joder, otra no!!” y un poco de satisfacción porque aquello no acabase.

Rondo salía en pantalla, viendo desde una esquina a sus compañeros. 

¿Lo sabrían estos?

Nos íbamos un poco en el marcador y entonces llegaba alguna pifia y volvían a igualarnos. Ver a Lebron es mezcla de admiración y casi odio por como lo hace todo tan fácil. Y a nosotros nos costaba todo el mundo.

“Let´sgoceltics!!!” cantaba Jose Antonio, con acompañamiento musical de Javi aporreando la mesa. Por momentos me temí que entrara el camarero y nos echara, jaja.

La segunda parte y las 2 prorrogas las vimos con el League Pass de Manuel. Conectaron su ipad al sistema de pantallas del bar. Al parecer iba con algo de retardo según nos dijeron los camareros, que nos vacilaban entrando en los últimos segundo de la prorroga definitiva resoplando y con las manos en la cabeza. 

A Dani le iba a dar algo.

Y ahí surge el Pierce de las grandes ocasiones. No importaba que hubiera fallado unas pocas antes, el tiro definitivo era suyo. Y en la cara de Lebron. De nuevo nos levantábamos de las sillas gritando y aplaudiendo. 

Último tiro de Heat para ganar, fallo, el éxtasis.

Un brindis inmediato con la ronda de chupitos de Ruavieja que nos ofrecieron, había que brindar a lo verde.

Sentarnos, relajarnos y comenzar a asimilar lo que hemos vivido. Al poco Diego es el primero en partir. Les esperan 2 horas de carretera y ninguno contemplaba que esto iba a durar tanto.
Le siguen Migue, Javi y Mendilivar. Dani decide que AHORA es el momento de comer.

Quique aguanta un poco más. De fondo, los Lakers están jugando contra los Thunder. Era el segundo plato de la noche pero el asunto Rondo y la celebración de la victoria nos han vaciado.
Cuando el amigo Dani termina de comer decidimos irnos ya. Agradecemos a los camareros el trato que nos han dispensado y nos marchamos.

Camino del coche (Jose se ofrece a acercarnos) nos depara la última sorpresa del dia. Un ciclista ataviado con una gorra de los Red Sox nos pregunta en inglés si somos de Boston. Le responde alguno en inglés también que no. La siguiente pregunta ya es en español.

El amigo se llama Rick Fernández, natural de El Salvador pero bostoniano desde muy pequeño. Vino a España siguiendo a su mujer, por cuestiones laborales. Él se gana la vida como puede en un bazar chino de la ciudad. A partir de ahí anécdotas que nos cuenta sobre los jugadores (compartió discoteca con Rondo) y posibilidad de establecer un contacto “mercantil” en forma de camisetas y demás prendas deportivas de allí. No nos lo creíamos. Era el destino.

Son ya las 23:30. Nos despedimos de Rick, no sin antes asegurar el contacto. Termina así una gran jornada que seguro ninguno de los 9 olvidaremos nunca.

El día que un trocito del Garden estuvo en Sevilla.

13 comentarios:

  1. Vaya envidia! a todos nos gustaría estar ahí. Muchos nos sigue pareciendo que estamos solos en la ciudad. Disfruten señores! Enhorabuena por el post.
    Pride.

    ResponderEliminar
  2. Te aseguro que habrá otro celtic que viva cerca tuya. Pero es dificil dar con alguno al principio. Llevo años entrando en la heladeria de Dani y ni me imaginaba el tema.
    Las redes sociales facilitan todo eso.

    Me encanta que os guste el post. Tal cual pasó. Yo solo os lo cuento.

    UBUNTU.

    Jesús

    ResponderEliminar
  3. Volvía al local de encuentro a la semana de "The Reunion" y las personas que nos atendieron aseguran que no vivieron evento deportivo alguno de la forma que se vivió aquel del 27 de enero de 2013. Cuenta la leyenda...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que eramos unos autenticos hooligans!!!, jajaja.

      Eliminar

  4. Hola Jesús. Te acuerdas del viejo Ljoe . Un saludo a los Iberoceltas del otro lado del charco. Joder. Que envidia.

    ResponderEliminar

  5. Hola Jesús. Te acuerdas del viejo Ljoe . Un saludo a los Iberoceltas del otro lado del charco. Joder. Que envidia.

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poco harto de sufrir los Celtics en silencio o en Twitter me propuse ir a Sevilla a juntarme con un puñado de locos por el verde bostoniano, confieso que al principio pensé en que se sumarían más individuos, y al conocer que sólo iría yo de "extranjero" dudé si asistir, pero No, una persona íntegra cuando da su palabra no da su brazo a torcer. Así pues me presenté el domingo en Sevilla (nunca representa pereza para mí ir a esa maravillosa ciudad)previas conversaciones mantenidas e instrucciones dadas por el comandante Jesús Araujo, el tío más grande de la margen izquierda del Guadalquivir...
      Desde el minuto uno de entrar en MARCA Café y ver a los chicos me sentí como en casa, un apretón de manos con cada uno de ellos bastó para entrar a formar parte de una buena tarde de charla, risas, hamburguesas y nachos y sobretodo buen baloncesto. Está claro que el aficionado a los Celtics está hecho de otra pasta. Ya soy unos más, y así me sentí. Gracias a todos, fue una tarde divertida y el bajonazo por lo de Rondo fue menos, compartido.
      Jose Antonio, Jose, Miguel, Javier, Quique, Dani, Manu y Jesus GRACIAS MIL por acogerme con tanta naturalidad y hacerme partícipe de una buena tarde de Basket en lo que fue nuestro pequeño Garden
      LET'S GO CELTICS...!!!!

      Aquí un amigo. @pistolo76

      Eliminar
    2. Fue un lujazo que estuvieras tú también; por cierto, mucho mérito eso de venir desde Extremadura. A ver si repetimos pronto. Un abrazo y hoy más que nunca BEAT LA!!!
      Jose D. Mendilivar

      Eliminar
  7. Por cierto, Jesús, GENIAL TU CRÓNICA DE LO ACONTECIDO.

    ResponderEliminar
  8. Que grandes sóis, bravooo!!

    Emocionado leyendo el texto, lo he vivido.


    @heroeceltic

    ResponderEliminar
  9. Gran artículo y gran experiencia, que envidia, Beat the Heat

    ResponderEliminar
  10. :O que grandes sois!! :)
    También soy Sevillano

    ResponderEliminar